viernes, 19 de abril de 2013

Lo último en catering para bodas


Los cátering para matrimonios se han modernizado, siguiendo las tendencias para bodas en 2013: prima la informalidad, sin perder elegancia; son decorativos y creativos, y mucho más ligeros que los banquetes tradicionales. ¡Entérate de lo último en servicios de cátering para bodas  y elige la mejor opción!



Consejos para elegir el cátering de tu boda. 
Las primeras bodas que recuerdo incluían mesas de bufett interminables, en las que los invitados comían la mayor cantidad posible. Incluso en el caso del servicio a la mesa, el tamaño de las porciones era, valga la redundancia, desproporcionado. Como consecuencia lógica se desperdiciaba mucha comida, o terminabas la fiesta con una pesadez espantosa, que no te permitía disfrutar del baile. La buena noticia es que todo esto está cambiando… ¡y mucho!

 ¡Los platos sofisticados y creativos se imponen! 
Sofisticados y creativos
La comida es, sin duda, uno de los asuntos más importantes en la organización de una boda. La tendencia más actual en cátering para matrimonios es ofrecer experiencias sofisticadas, creativas y originales, que exigen mayor esfuerzo en la elaboración y la presentación de los platos. En la foto anterior: Foie Gras de ganso sobre crema de papa criolla y chutney de moras, y Grissini con jamón de pato y pimentón.




Pequeños bocados de platos saludables. 
Sanos y deliciosos
Las personas son cada vez más conscientes de la importancia de tener una dieta equilibrada, ya que mejora nuestra salud y prolonga nuestra espectativa de vida, así que los servicios de cátering se han adaptado a ello. Adicionalmente no perderás la oportunidad de bailar hasta el amanecer, ya que los alimentos más ligeros permiten una digestión más rápida. Así que si buscas platos con toques exóticos y muy ligeros la comida fusión chino-peruana es la elección más adecuada: combinando lo gastronómico y lo práctico, lo delicado y lo divertido, ofrece una amplia selección de pequeños bocados y finguer food muy apetitosa.


Los bocaditos pequeños son la tendencia más actual. 
Pequeños bocados vs. grandes platos
Actualmente se tiende a ofrecer porciones más pequeñas: la comida se presenta en tamaños “mini”, como una tendencia hacia el estilo de vida saludable que cada vez va ganado más adeptos. Además esta opción da a los invitados la oportunidad de degustar una selección más extensa de platos. 


Actualmente la presentación del buffet y de los platos es una parte fundamental de la decoración. 
Todo entra por los ojos
La presentación de la comida es importante: el placer de degustar comienza por ver los alimentos y sentir que son atractivos, elegantes y apetitosos. Así, el gusto de comer bien aumenta, ya que disfrutas visual y gustativamente de los platos. 

Adaptarse a las nuevas exigencias
Desde hace un tiempo el catering dejó de ser simplemente un servicio de comida y bebida para empezar a tener una relevancia mayor: es decorativo y también sirve para dar un ambiente especial al sitio de la celebración de la boda. Y esto se debe a que las expectativas de los clientes van más allá de un menú generoso.



"Casual food" para bodas más modernas. 
Otro de los conceptos gastronómicos que se impone es el “casual food”, es decir, “comida casual”, que se aleje de los acartonamientos de la alta cocina. Platos deliciosos y sin mayores pretensiones, que pueden ir desde la fusión de sabores de diferentes culturas hasta la adaptación de sabores tradicionales a las tendencias modernas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada